Editorial

“La rebeldía es la vida: la sumisión es la muerte”.

Ricardo Flores Magón

 Algunos me han dicho que lanzar otro medio de comunicación en Nayarit es una aventura destinada al fracaso, o al menos, una tarea tan difícil que casi es imposible de llevar a cabo en las circunstancias actuales, pero para quienes el periodismo ha sido parte de nuestra vida, los que durante años hemos tenido el privilegio de informar lo que sucede en esta región, esa pasión reclama ser encauzada sin demora.

 Esa es la razón de ser del grupo informativo Dominio Público, cuya existencia obedece al deseo de crear un medio de comunicación abierto al ciudadano, que interactúe con su entorno social. Asumimos el reto de informar con veracidad, de ejercer un periodismo libre, pero sobre todo de cumplir la función de comunicar los hechos con profesionalismo y responsabilidad. Somos un grupo de profesionales de la comunicación que creemos que esto es posible. Nuestro compromiso con la sociedad y con la verdad es irrenunciable.

 Ante la injusticia o el abuso, muchos se han quejado sin lograr hacer eco. sin encontrar un espacio para sus denuncias o críticas. Hoy decidimos que ya basta, que es hora de que todos los movimientos sociales sean escuchados. Vamos a hablar fuerte. Y nuestra voz se va a escuchar.

 El reto de Dominio Público es hacer periodismo serio y profesional. Ser objetivos al mostrar la realidad política, económica y social. Queremos hablar de los problemas pero también de las soluciones. De lo que se está haciendo mal, pero también de lo mucho que se hace bien. De los ciudadanos que sin buscar pretextos aportan su esfuerzo por Nayarit desde donde se encuentran, porque aman esta tierra tanto como nosotros.

Nuestro compromiso es con la verdad, la objetividad y los ciudadanos. Queremos que nuestros medios de comunicación sean canales efectivos para afianzar y fortalecer el acercamiento entre los nayaritas de todos los sectores.

Pretendemos que los lectores aprovechen nuestros espacios y que se acerquen con sus ideas de historias, que compartan sus preocupaciones como ciudadanos, que nos propongan temas y que se apropien de este grupo informativo que pretende ser un reflejo de nuestra comunidad.

 Hoy comenzamos esta aventura editorial conscientes de que éste no es un camino fácil, pero estamos seguros de que solo el hecho de intentarlo ya vale la pena. Sabemos que hay esperanza de tener un mejor Nayarit y vamos a trabajar todos los días para lograrlo. El tiempo confirmará que hicimos lo correcto. 

Leave a Comment